Las averías más frecuentes que sufre un vehículo en verano

Escrito por: Inma

Con la llegada del verano, son muchas las averías a las que se expone el vehículo ¿Cuáles son las más frecuentes? ¿Cómo evitarlas? Te lo contamos.

Las averías más frecuentes que sufre un vehículo en verano

Con la llegada de la época estival, son muchos los usuarios que optan por realizar viajes largos con su coche, gran parte de ellos descuidando la atención que necesita el vehículo en estas épocas del año ¿Cuáles son las averías que esto puede suponer? ¿Cómo evitarlo?

En nuestro blog de Grupo RO-DES hemos destacado, en más de una ocasión, la antigüedad media del parque automovilístico español, siendo esta de aproximadamente 14 años. Esto supone un aumento en la posibilidad de que el coche sufra una avería y, sumando el calor extremo y los largos trayectos realizados en verano, se incrementa aun más.

A continuación, clasificaremos las averías más frecuentes que puede sufrir tu vehículo en verano, así como una serie de consejos que se han de tener en cuenta para evitarlas ¡No te lo pierdas!

Averías frecuentes en época estival

Las altas temperaturas, los largos trayectos y el peso de la carga son tres de los grandes enemigos para el vehículo en verano, pudiendo generar, entre otros, los siguientes problemas u averías:

Verano averias coche frecuentes

Quedarse sin batería

La batería de nuestro coche convierte la energía química en energía eléctrica, permitiendo un correcto funcionamiento en el motor de arranque cuando el coche está apagado.

Esto supone que el vehículo se quede parado y necesite de ayuda externa. En caso de que esto ocurra, recuerda que es importante apagar todas las luces del vehículo antes de salir de este.

De igual forma, y para evitar que esto pase, procura llevar contigo pinzas para traspasar la energía de un vehículo a otro.

Alternador

El alternador de nuestro vehículo se encarga de transformar la energía mecánica en eléctrica para posteriormente almacenarla, suponiendo una pieza de gran importancia en nuestro automóvil.

Generalmente, este elemento se avería en verano debido al exceso en el uso del sistema eléctrico, sobre todo en el aire condicionado de nuestro coche.

Sistema de climatización

Parece de película, pero el aire acondicionado del coche siempre tiende a estropearse en verano ¿Cuál es la explicación?

Es cierto que el calor en los meses de junio, julio y agosto nos hace usar el aire acondicionado en exceso, pero también lo es el desconocimiento del conductor sobre sobre esto, algo que podría provocar no solo el desgaste de las tuberías, sino también una fuga de gas refrigerante.

Se recomienda, en todo caso, realizar una revisión del sistema antes de salir de viaje y usar el aire acondicionado de nuestro coche moderadamente, de no hacerlo podría no enfriar lo suficiente, tuviendo que recargarse en un taller especializado.

Motor

Con el calor del verano, la temperatura del aceite del motor es algo más elevada y el motor necesita una mayor refrigeración. En caso contrario, podría suponer un gran problema en el motor del coche, siendo fatales las consecuencias.

Para evitarlo, es necesario asegurarse del buen funcionamiento del electroventilador y termostato de nuestro coche, pues son los responsables de refrigerar el motor cuando las temperaturas de este son excesivas, llevando y controlando el líquido refrigerante. 

La válvula EGR

Permite la recirculación de los gases con partículas contaminantes hacia el sistema de combustión, evitando que las partículas entren, se acumulen, y lleguen al motor. Si este elemento no está en buen estado, los residuos generados podrían colapsar la válvula.

Procura revisar y limpiar la válvula EGR de tu coche antes de salir de viaje.

Neumáticos

Por norma general, el asfalto por el que circulamos presenta una temperatura superior a la del ambiente. Es por ello por lo que las ruedas de nuestro vehículo pueden verse más afectadas en las épocas estivales.

El calor en la carretera provoca un aumento en el desgate de las gomas, provocando una pérdida en la eficiencia y seguridad del conductor, así como el resto de ocupantes de vehículo.

Desde RO-DES Recambios te recomendamos revisar, de forma periódica, la presión de los neumáticos, sobre todo antes de realizar un trayecto largo. Cuanto más inferior, más posibilidades de reventón e inestabilidad en el vehículo.

Averías frecuentes en el coche en epoca estival

Otro tipo de averías

  • Turbocompresor: La ubicación en la que está no permite la correcta refrigeración de este elemento, por lo que, con altas temperaturas, podría dañarse y provocar una avería en el coche. Se recomienda dejar a ralentí el motor (durante un par de segundos) antes de pararlo.
  • Electroventiladores: Si se ven obligados a trabajar de forma continua y extensa, pueden terminar por averiarse.
  • Frenos: El exceso de peso en el interior del vehículo, unido al calor del verano, provocan el calentamiento de los frenos. Para evitar que esto pase, comprueba el estado de las pastillas y discos de freno, y si es necesario, cámbialos.
  • Escobillas del limpiaparabrisas: El exceso de calor puede dañar la goma de las escobillas, pero, debido al bajo porcentaje de lluvias en verano, el usuario no se da cuenta de la avería hasta llegado el invierno.
  • Pintura del coche: No solo son aspectos internos los afectados en el vehículo por el calor, y es que la carrocería es una de las más perjudicadas, pues está a plena luz solar. Recuerda que pulir el vehículo antes de la llegada de verano puede alargar la vida útil de la pintura del coche.
  • Manguitos del aceite: Con los trayectos largos este elemento tiende a deteriorarse con facilidad, para evitarlo, tan solo se deberá realizar una revisión previa y cambiarlos si están en mal estado.

Consejos para evitar averías en el coche en verano

Es cierto que son muchas las averías que puede ocasionar el calor y las altas temperaturas en el vehículo, pero también hay muchos consejos y trucos que podemos seguir para evitarlas, siendo los siguientes:

  • Evitar conducir en las horas centradas del día: Aprovecha las horas menos calurosas del día para continuar con el trayecto, así no solo evitarás averías en tu vehículo, sino que también tendrás un viaje más confortable.
  • Aparca en zonas de sombra para evitar el sobrecalentamiento en el vehículo, y, en caso de no ser posible, utiliza un parasol para coches.
  • Atento a los indicadores de temperatura, en caso de que sea demasiado elevada, lo mejor es que te detengas y apagues el motor para que se enfríe.
  • Abre las ventanillas cuando subas al vehículo, de esta forma limpiarás el aire acumulado en el interior del habitáculo.
  • Revisa los niveles de líquido refrigerante

Además, puedes informarte de las recomendaciones de seguridad para viajar este verano que tenemos preparadas para ti ¡No te lo pierdas!

Averías coche en verano

Artículos relacionados

Relacionados

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Mini Cart

Tu carrito esta vacío.